Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la calidad de nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.

cerrar
Fundación Bancaja Ciberoteca Bancaja Valencià Ciberoteca Bancaja
Valencià

Autor del mes

Obras disponibles en la Ciberoteca del autor del mes
 
Salinas, Pedro  

Salinas, Pedro, gran poeta del amor en lengua castellana

(1891 - 1951)

Poeta, crítico, ensayista... consideraba la literatura una experiencia vital. Junto a Garcilaso, Bécquer y Aleixandre, está considerado uno de nuestros grandes poetas amorosos.

Pedro Salinas nace en Madrid en 1891. Se trata del poeta más mayor de los adscritos a la llamada Generación del 27. Quizá por esta causa se habla de cierto liderazgo de Salinas sobre el resto de miembros de dicha generación. De hecho, Luis Cernuda fue discípulo suyo en la Universidad de Sevilla. Entre ambos se entabló una amistad que Cernuda reconoció muy beneficiosa por las recomendaciones literarias recibidas.

 

La docencia universitaria fue la principal actividad profesional de Don Pedro, que ejerció durante su vida laboral en las universidades de Sevilla, Murcia, Cambridge y Boston.

 

Según su amigo y compañero de generación, Jorge Guillén “en pocas personas se había dado una armonización de las facetas de poeta, crítico y escritor”.

 

Para Salinas la literatura es una experiencia total de la vida que abarca todas las facetas del ser humano: “una aventura hacia lo absoluto”. La autenticidad es para este autor lo que más valora en la poesía, “luego la belleza y después el ingenio”.

 

El tema central de la poesía de Salinas es el amor. No un amor abstracto, sino concreto, cotidiano. Desde una postura antirromántica, lejos del sufrimiento, el amor es para él la fuerza necesaria para el sentimiento pleno y la aceptación del mundo, para amar la vida. Aleixandre y él se consideran los poetas de amor más señalados de su tiempo.

 

Casado con Margarita Bonmatí en 1915, Salinas refleja su experiencia amorosa en Cartas de amor a Margarita (1912–1915), epistolario que fue recogido por su hija Soledad, y publicado en 1986.

 

Tras una etapa inicial influida principalmente por la poesía pura de Juan Ramón Jiménez, enmarcada entre 1923 y 1932, su etapa de plenitud llega inspirada por su otro gran amor, la estudiante norteamericana Katherine Whitmore, con la que mantuvo una relación en los años treinta. A ella se dirige la trilogía La voz a ti debida, Razón de amor y Largo lamento. Los dos primeros libros desarrollan todo el proceso de la aventura amorosa ("La vida es lo que tú tocas" dice Salinas en el primer poema de La voz a ti debida), desde la explosión inicial del conocimiento mutuo hasta la recogida de los restos del naufragio cuando el amor termina. El tercero, título tomado de un verso de Bécquer, es una dolorosa elegía, recuerdo amargo de los tiempos felices.

 

Finalmente, encontramos en su trayectoria una etapa escrita en el exilio. La Guerra Civil sorprendió a Salinas en Santander como secretario de la Universidad Internacional de Verano y de allí marchó a América. De esta época suele destacarse su poema “Cero”, en torno a la destrucción provocada por  la bomba atómica.

 

Además de poesía y ensayos literarios, Pedro Salinas también escribió novelas y teatro. Falleció en Boston en 1951 y está enterrado en San Juan de Puerto Rico.

   
 

Principales Obras

La voz a ti debida


Razón de amor


Largo lamento


Archivo de autores

Alarcón, Pedro Antonio de

Alberti, Rafael

Alcott, Louisa M.

Alexander Pushkin

Alighieri, Dante

Andersen, Hans Christian

Apollinaire, Guillaume

Aristòfanes

Aristóteles

Austen, Jane

Azorín

Balzac, Honoré de

Baudelaire, Charles

Beckett Samuel

Blas De Otero

Blasco Ibáñez, Vicente

Borges, Jorge Luis

Bronte, Emily

Byron, Lord

Carpentier, Alejo

Carroll, Lewis

Castro, Rosalía de

Cernuda, Luis

Cervantes, Miguel de

César Vallejo

Chesterton

Christie, Agatha

Clarin Leopoldo Alas

Conan Doyle, Arthur

Conrad, Joseph

Cortázar, Julio

Descartes, René

Dickens, Charles

Dickinson, Emily

Dostoievski, Fiodor

Dumas, Alexandre

Edith Wharton

Esopo

Espronceda, José

Federico García Lorca

Felipe, León

Félix María de Samaniego

Flaubert, Gustave

Francesco Petrarca

Freud, Sigmund

Goethe

Gógol, Nikolai

Góngora, Luis de

Gonzalo de Berceo

Grimm

Gustavo Adolfo Bécquer

H.P. Lovecraft

Hemingway , Ernest

Herman Melville

Hesíodo

Horacio Quiroga

Hugo, Víctor

Ibsen, Henrik

Jardiel Poncela, Enrique

Jiménez, Juan Ramón

Jovellanos, Gaspar Melchor

Joyce, James

Julio Cesar

Kafka, Franz

Kant, Immanuel

Kipling, Rudyard

Laforet, Carmen

Larra, Mariano José de

Llull, Ramon

London, Jack

Machado, Antonio

Mallarmé, Stéphane

Maquiavelo, Nicolás

Melville, Herman

Miguel Delibes

Mihura, Miguel

Mistral, Gabriela

Molière

Neruda, Pablo

Nietzsche, Friedrich

Nostradamus

Pardo Bazán, Emilia

Parra, Nicanor

Pérez Galdós, Benito

Pío Baroja

Platón

Poe, Edgar Allan

Quevedo, Francisco de

Rainer Maria Rilke

Ramón Gómez de la Serna

Rubén Darío

Rulfo, Juan

Salinas, Pedro

Sand, George

Schiller, Friedrich von

Scott, Sir Walter

Shakespeare, William

Shelley, Mary

Sófocles

Stendhal

Stevenson, Robert Louis

Swift, Jonathan

Tagore, Rabindranath

Tolstoy, Lev Nikolayevich

Twain, Mark

Unamuno , Miguel de

Valéry, Paul

Valle-Inclán, Ramón María del

Vega, Lope de

Verlaine, Paul

Verne, Julio

Vicente Aleixandre

Virgilio Marón, Publio

Whitman, Walt

Wilde, Oscar

Woolf, Virginia

Zola, Émile

Zorrilla, José